Noticias Nacionales

Para no ser pobre, una familia necesitó en febrero 57.997 pesos

Una familia tipo necesitó en febrero un ingreso de por lo menos 57.997,48 pesos para hacer frente a los gastos de la Canasta Básica Total (CBT) y no caer en la pobreza, indicó este martes el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Según el informe oficial, la Canasta Básica Alimentaria (CBA) subió en febrero un 3,6% respecto de enero, mientras que la CBT avanzó 2,7%, por lo que se ubicó por debajo de la inflación.

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) del mes pasado se ubicó en 3,6% y registró una desaceleración respecto de los dos meses anteriores. Así, acumuló a lo largo del primer bimestre un incremento equivalente al 7,8%.

La variación de la CBA fue la menor desde octubre pasado, cuando llegó a trepar 6,6% para pasar a 4,2% en noviembre, 5,1% en diciembre y 4,6% en enero.

#DatoINDEC
Las canastas básicas alimentaria y total aumentaron 3,6% y 2,7% en febrero de 2021 en relación a enero, respectivamente, y 46,4% y 42,2% interanual https://t.co/XDoyz6FZcJ pic.twitter.com/KPHtiFbJFH

— INDEC Argentina (@INDECArgentina) March 16, 2021

En ese escenario, una familia de cuatro integrantes necesitó al menos 57.997,48 pesos para no caer en la pobreza y un ingreso mensual de 24.575,20 pesos para no ser considerada indigente.

Además, el Indec informó que las variaciones interanuales de la CBA y la CBT fueron del 46,4% y 42,2% respectivamente.

El costo de la canasta básica casi triplica el monto del salario mínimo de 20.587 pesos y el de un haber básico jubilatorio, que se ubica en 20.571 pesos.

En un intento por evitar que más gente ingrese en la pobreza y la indigencia y dar un paliativo a quienes están en esos sectores, el Gobierno busca alcanzar acuerdos con sectores de la producción y el comercio. Además, aumentó un 50% en el monto de la Tarjeta Alimentar y busca cerrar cuanto antes un entendimiento de precios y salarios con gremios y empresarios.

También firmó acuerdos con frigoríficos para establecer precios más baratos en una serie de cortes cárnicos.

El Indec señaló este martes también que una familia compuesta por una pareja con tres hijos tuvo que contar con 25.848 pesos para no caer en la indigencia y con 61.001 pesos para no ser pobre.

En el caso de un hogar de tres integrantes, el costo de la canasta alimentaria se ubicó en 19.565 pesos y el de la canasta básica total fue de 46.173 pesos para el segundo mes del año.

La CBA se determina al tomar en cuenta los requerimientos normativos kilocalóricos y proteicos imprescindibles para que un adulto de entre 30 y 60 años, de actividad moderada y cubra durante un mes esas necesidades.

En tanto, para determinar la CBT se amplía la CBA, al considerar los bienes y servicios no alimentarios.

Esas canastas impactan directamente sobre los indicadores sociales que miden la pobreza y la indigencia, cifras que se mantienen en niveles históricos.

El 31 de marzo el Indec dará a conocer el informe de la incidencia de la pobreza y de la indigencia (EPH) correspondiente al segundo semestre de 2020. Según el Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (UCA), el 44,2% de los argentinos está sumergido en la pobreza, en medio del devastador impacto de la pandemia de coronavirus, que agravó el cuadro recesivo que ya venía afectando a la economía.

La entrada Para no ser pobre, una familia necesitó en febrero 57.997 pesos se publicó primero en Sin Mordaza.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba