Noticias Nacionales

“No llores por mí, Argentina”: la parodia de Trump, Putin y bin Salman en Saturday Night Live

Una vez más, la imitación que el actor Alec Baldwin hace del presidente Donald Trump fue lo más esperado del programa Saturday Night Live, uno de los más clásicos y de mayor audiencia de la televisión de Estados Unidos.

Lo curioso fue que en esta oportunidad Buenos Aires y la cumbre del G20 fueron el escenario del sketch. Trump, su esposa Melania y el ruso Vladimir Putin incluso cantaron una parodia de "Don't cry for me, Argentina" (No llores por mi, Argentina).

Al comienzo, Trump parece tener problemas para dormir. Entonces, su esposa le pregunta si es porque "no le gusta Argentina".

"No, me encanta Argentina, son un montón de viejos alemanes a los que realmente les gustan las cosas que digo", contesta el presidente, en alusión a los nazis que se refugiaron en el país tras la Segunda Guerra Mundial.

Luego, Trump reflexiona que el resto de los líderes mundiales lo odia "porque es un nacionalista". Y se pregunta: "¿Qué mal le hizo algunas vez el nacionalismo a los Europeos?".

El presidente ruso también fue parodiado por su afectuoso saludo con el príncipe de Arabia Saudita, Mohamed bin Salman, -acusado de haber mandado a matar a un periodista- y por sus constantes muestras de masculinidad. De hecho aparece sin remera y exhibiendo sus músculos.

No obstante, la mayoría de los chistes giraron en torno a las acusaciones contra Trump por haber complotado con los rusos para influir en las elecciones presidenciales.

"No llores por mi, Argentina. La verdad es que soy muy culpable. Algunas pequeñeces, y tal vez traición. Pero cumplí mi promesa. Oh no, no lo hice", entonó el Donald falso para finalizar el sketch.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba